martes, 12 de abril de 2016

SOLTAR Y DEJAR IR LAS EMOCIONES

Esta mañana leímos otro cuento del libro cosquillas para el corazón. El cielo descargaba su ira y su tristeza en una tormenta, y después se dejaba acariciar por el sol. Es una metáfora  para comprender que es mejor soltar la ira y la tristeza, que retenerlas dentro, y que llorar es muy bueno si tenemos ganas. 
Después, elegimos hacer una varita como la que Ana tenía de marcapáginas del libro, o darnos un masaje en los pies y saber si teníamos cosquillas, como el cielo. Somos compañeros, y podemos ser soles para acariciarnos el corazón mutuamente. Todo por el amor, respeto y buen trato entre nosotros.

No hay comentarios: